Skip to content

Colcas

colcas o depositos incas
Colcas
Las Colcas o Qollqas fueron construidas para cumplir la función de graneros y almacenes, los cuales fueron construidos de una manera peculiar, ubicados de manera escalonada en las laderas de las colinas. Estos grandes depósitos servían para almacenar los excedentes de producción, como el maíz, los cereales, las papas secas o chuño, la quinua, la carne salada o la chalona, etc. La construcción de éstos era bastante elaborada, ya que las Colcas debían tener un buen sistema de ventilación, así como un óptimo sistema de drenaje. Cada pueblo incaico tenía sus propias Colcas, las cuales se ubicaban en lugares estratégicos, para obtener la mayor circulación de aire posible, con el fin de conservar los alimentos frescos.

Colcas

Había dos tipos de Colcas: rectangulares y circulares, las circulares podían medir de 2 a 6 metros, tenían una sola puerta construida en dirección a las montañas, y las rectangulares de 3 a 10 metros, con dos puertas en la mayoría de los casos, algunas de ellas tenían divisiones.

Las puertas de estos edificios eran bastante pequeñas comparadas con el tamaño de las puertas de otras estructuras, éstas siempre se construían en grupos de al menos 4, y podían llegar hasta medio millar de Colcas.

La forma y el tamaño de los almacenes estaban estrechamente relacionados con el producto que iban a contener, los tubérculos se almacenaban en Colcas rectangulares, mientras que el maíz siempre se almacenaba en Colcas circulares.

En Machu Picchu, se pueden encontrar en varios puntos de la ciudad, en la actualidad han sido reconstruidas por los arqueólogos para saber cómo habrían sido las Colcas originalmente en Machu Picchu.

Almacenamiento Inca

El río Colca se extiende por 450 km en la vertiente oriental de los Andes, a lo largo de su curso cambia su nombre por el de río Majes y luego se convierte en el río Camaná. El valle del Colca corresponde a la primera porción de la cuenca de este río y es donde se encuentra el Cañón del Colca.

Un hecho importante a mencionar es que en 2005 el matemático y expedicionario polaco Andrew Pietowskidio se enteró de que en la zona adyacente a la ciudad de Quillo Orco, en el distrito de Huambo, la profundidad del Cañón del Colca alcanzaba los 4.160 metros en el lado norte y los 3.600 metros en el lado sur. Una medición anterior realizada en 1981 fue la profundidad de 3250 m.

En cuanto a la población de estos valles, se cree que los primeros habitantes llegaron a este lugar hace unos 8000 años, ya que hay vestigios de más de 5000 años en la cueva de Sumbay. Más tarde, hace 3000 años, se produjo una revolución neolítica cuando los habitantes mejoraron sus instrumentos y técnicas de extracción. Hoy en día, se pueden apreciar terrazas de más de 1000 años de antigüedad que todavía se utilizan para la agricultura.

Colcas o depósitos incas

  • El mirador de la cruz del cóndor:
    Este lugar privilegiado está en el distrito de Cabanaconde. Desde este mirador se pueden ver las paredes y el fondo del cañón. Además, a menudo se puede observar el vuelo del cóndor, ya que están acostumbrados a la presencia humana.
  • Aguas termales:
    Desde Caylloma hasta Canco hay aguas termales con una temperatura máxima de 85 C° a la salida del manantial. Entre las más conocidas se encuentran los baños termales de La Calera, que se encuentra cerca de Chivay.
  • Flora y fauna:
    El habitante más importante es el cóndor (vulturgryphus), amo de las alturas y el mayor pájaro volador de los Andes. También cabe destacar el LequeLeque (vanellusresplendens), Guallatas (Chloephagamelanoptera), Pariguanas (Phoenicoparrusandinus) y entre los mamíferos podemos mencionar al zorro andino o atoq, el zorrino o añas, gatos u osos salvajes, vicuñas, taruca, vizcacha, cuy silvestre, entre otros.
  • Las terrazas:
    Las manifestaciones culturales de los habitantes prehispánicos del Valle del Colca son las terrazas, que son gigantescas terrazas que cubren gran parte del valle. Su construcción se remonta a la época de los Collaguas y los Canaguas, otras son más antiguas y otras pertenecen a los Incas.